NADIE EDUCA IGUAL A SUS HIJOS (concertados.edu.es)

ConcertadosLos colegios viatorianos de la Provincia de España manifiestan con este mensaje de Escuelas Católicas, que la libertad de enseñanza efectiva es un valor para el conjunto de la sociedad española, al posibilitar la existencia de escuelas dotadas de un proyecto educativo propio, plurales y diversas, y que los centros concertados aportan libertad, equidad y calidad a la educación.

A modo de resumen, y en forma de decálogo, exponemos nuestra postura:

  1. Defensa del derecho de todos a la educación, junto con la libertad de enseñanza y de elección de las familias, promoviendo una oferta educativa plural en redes complementarias, pública y privada-concertada.
  2. Promoción de un Pacto nacional —social y político—, que asegure la estabilidad en el ámbito educativo, alejando la educación de los continuos cambios debidos a los vaivenes políticos.
  3. Determinación del coste real del puesto escolar y elevación de los módulos económicos del concierto hasta llegar a su completa financiación en un plazo razonable.
  4. Seguridad de concierto educativo para los colegios en los que haya una demanda por parte de los padres y cumplan con las condiciones exigidas por la Ley.
  5. Renovación automática de los conciertos cada 6 años, si no se han dejado de cumplir las condiciones que dieron lugar a su suscripción.
  6. Garantía para los padres de poder elegir libremente y de manera efectiva la propuesta educativa más acorde con sus propias convicciones.
  7. Analogía retributiva del profesorado de la escuela concertada en relación al de la red pública, y refuerzo del prestigio de la figura del docente en todo el sector.
  8. Flexibilización de los criterios prioritarios de admisión de alumnos, de modo que tengan en cuenta, fundamentalmente, la existencia de hermanos en el centro, la sintonía de los padres con el Proyecto educativo del mismo y su situación socioeconómica.
  9. Incremento de las becas y ayudas para comedor, libros y transporte escolar a las familias que lo necesiten, con independencia del tipo de centros en los que estén escolarizados los alumnos; impulso de las prácticas sociales en la vida diaria de las escuelas como modo de concienciar a todos en la responsabilidad social y cívica.
  10. Financiación pública para todas las etapas: de 0 a 3 años, Bachillerato y Formación Profesional, evitando el cambio de proyecto educativo a mitad de la edad escolar.